Comparte este artículo

ELENA SOL – MYRIAS

/¿Has sentido alguna vez el vértigo de querer abarcar la grandeza del mundo natural que nos rodea? ¿Ese algo a lo que pertenecemos y al mismo tiempo, desdoblándonos, contemplamos desde fuera? ¿Cómo podemos a la vez percibir la movilidad en lo inmóvil, el constante cambio en lo que sin embargo permanece, lo que está aquí y ahora y a pesar de ello sentimos ligado a lo antiguo?/

Myrias, raíz griega de miríada, algo incalculable, que no podemos abarcar, se nos muestra aquí como un viaje arqueológico en el que los lugares del presente, comunes a naturaleza y ser humano, conectan con el tiempo en toda tu magnitud. Podríamos decir que en este trabajo se explora el camino recorrido en esta relación entre naturaleza y civilización, en el que las imágenes hacen las veces de objetos históricos nuevos, y se reflexiona también sobre la manera en que nuestra mirada histórica ha condicionado la idea que tenemos de la naturaleza.

He partido de la línea de fricción entre ser humano y naturaleza desde el punto de vista de nuestras diferentes circunstancias temporales, buscando claves para descifrar la lucha de poder entre ambos. “El hombre no tiene naturaleza, sólo historia” expuso Ortega y Gasset, y en este concepto he basado mi investigación: mientras la naturaleza no tiene conciencia de su pasado, presente o futuro, nosotros nos encontramos atrapados en la Historia, en el antes y el después, en el sucederse de los acontecimientos. Sin embargo, ese no-tiempo natural y ese tiempo histórico se encuentran de alguna forma frágilmente conectados por nuestra propia condición de seres naturales y sociales.

Este viaje a través del tiempo está compuesto por tres fases siguiendo el método arqueológico: exploración, representación y revelación.

En la primera fase, ARQUEOPOÉTICA, he realizado un trabajo de campo visitando lugares con relevancia natural y arqueológica, cuyo resultado en un conjunto de imágenes en las que se muestran esos indicios de hibridación y diálogo entre nuestras condiciones: lo natural se confunde con lo humano y lo histórico, lo humano adopta forma pétrea y eterna.

En la segunda fase, PROTOHORIZONTES, pretendo definir, representar, encontrar esa frontera invisible entre naturaleza y civilización. Para ello he construido nuevos iconos con diapositivas de reconocidas obras de arte de carácter antropomórfico, objetos naturales recolectados a lo largo de mi vida e imágenes de lugares en los que he estado. Los iconos están compuestos a modo de horizontes, “lugares donde dos elementos parecen confluir”. Todos estos materiales han ido llegando de manera fortuita al proyecto, y a lo largo de varios años, como en los procesos de excavación.

En la tercera fase, PREMONICIONES, me he centrado en conseguir algún tipo de conocimiento o revelación a partir de las dos fases anteriores. La premonición es un presagio de algo que está por llegar, pero también etimológicamente se refiere a la advertencia. Así estas imágenes muestran lo anhelado, pero también el hogar perdido, en una ensoñación de lo que podría o no podría ocurrir y como reflexión final sobre lo que queda de naturaleza en el ser humano.

Myrias fue seleccionado en los VOIES OFF AWARDS 2017, ganó el segundo premio en los visionados PHOTOALICANTE 2019, se expuso en el Festival PA-TA-TA 2019 (Itinerarios fotográficos) y recientemente se alzó con el premio en la convocatoria The Journey Xperience Brand para ser expuesto en Barcelona, Madrid, Lisboa, etc…

Este trabajo ha sido desarrollado entre los años 2015 y 2019 y aglutina imágenes tomadas en Finlandia, Islandia, Francia, Reino Unido, Croacia, Bulgaria, Letonia y España.

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

 

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

Murcia Inspira - La fotografía de autor tiene un lugar en Murcia – Elena Sol

Elena Sol nació en una maravillosa isla: desde la infancia todo su mundo estuvo envuelto en color y en sombra, lleno de historias, entre palmeras y bosques cuaternarios y bajo la figura imponente del volcán. Se recuerda en silencio, papel y lápiz, devorando libros y dibujando espacios. Tras sus estudios en Bellas Artes estuvo viajando y fotografiando largos periodos de tiempo por lugares lejanos que acrecentaron su pasión por el racconto. Fue entonces cuando entendió que la fotografía sería el medio para comprender, crear y capturar esos mundos en su mente, construyéndolos con imágenes hechas de “realidad”. Es por ello que le conmueven esas fotografías que se articulan en el límite entre lo cotidiano y lo espiritual, entre lo encontrado y lo que el ojo construye, entre lo que objetivamente vemos y lo que subjetivamente percibimos; y en las que la belleza se presenta como el elemento para aunar sensibilidad e intelecto.

Actualmente sigue alimentando su relato creativo circulando por el mundo, ya que el viaje y el recorrido son fundamentales para su proceso, basado en la recontextualización de sus imágenes desde las perspectivas espacial, temporal, emocional y mental. Además de ello, gran parte de su inspiración procede de su fuerte vínculo con la naturaleza y de su ejercicio como docente en el campo artístico en Murcia desde 1998.


Comparte este artículo